en críticas, mipapámemima

Agosto, mujeres fuertes y malas

Peliculón. Reparto que tira para atrás (Meryl Streep y Julia Roberts sin maquillaje). Diálogos teatrales. Retrato duro sin final feliz de una familia histriónica y liberada que celebra un reencuentro que resulta ser catártico.
Desaparece el padre, harto de cargar durante años con la presencia patológica de la esposa.
Él alcohólico, ella adicta a todo tipo de pastillas pero ambos cultos y cínicos. Él, más culto; ella, más cínica. Ella es el personaje: ingeniosa, autoritaria, caprichosa. Solo la hija mayor puede competir con ella. La herencia del carácter: también la madre fue abusada por la suya.
Regresan las tres hijas y explota el conflicto familiar que la distancia (las dos mayores se fueron hace tiempo y queda la pequeña, sumisa) mantenía desactivado.
Hombres buenos, débiles. Mujeres fuertes y malas, condenadas por ello a la soledad física o íntima. Necesitadas de destrozar la vida de los demás porque la suya está vuelta mierda.

Existen familias así, parecidas: cargadas de leyenda y propensas a un amor destructivo que impide la convivencia.

deja tu comentario

Comentario

  1. Parece muy buena.
    Cuando leí eso de la mujer mala y fuerte me acordé de Carmen de Bizet. Pienso que Carmen fue la mujer mala, pero mala de verdad, sin explicación psicológica ni maltratos por detras. Mala por definición, pero también fuerte e independiente y por ello mismo seductora.
    Pienso que la vida se ha complicado mucho y los personajes malos también, llenos de matices, de humanidad, menos “químicamente” puros y más reales.
    Hace mucho que no voy al cine. Soy un adicto de los vídeos de 3 minutos. Parece que esta película merece la pena salir de casa (si no me obligo a meterme en una sala de cine no soy capaz de ver una peli hasta el final).