en más o menos

Bullying

No suele gustarme el material para tratar el bullying en el aula. Me recuerda aquella historia: un monitor empieza el taller de sexualidad introduciendo el tema, “Hablaremos del aparato genital, los preservativos y otros anticonceptivos…” Un alumno, desde el fondo del aula, alza la mano. “Sí, puedes preguntar. ¿Alguna duda?” “Solo quiero saber si los que ya hemos follado tenemos que quedarnos toda la clase o podemos salir”.
El material con que se trabaja el bullying suele parecerme bien intencionado pero poco útil, como pasa con tantas campañas para prevenir accidentes en la carretera o denunciar la violencia de género. Seguramente porque en todos estos casos existe una insensibilización colectiva difícil de romper. Los discursos, a veces paternalistas, otras efectistas, chocan contra una realidad dura como una roca.

Me han emocionado estos dos vídeos recientes, quizás porque son obra de adolescentes:

deja tu comentario

Comentario