en cosas

Shakira, Piqué y Javier Sardá

shakira-piqueLos medios (incluidos los menos rosa) se apuntaron a la noticia: Gerard Piqué, novio de Shakira. Contexto, antecedentes, expectativas.
Que si la diva se acababa de separar (cordialmente por supuesto) de su novio. Que si se conocieron en Sudáfrica. Que si él la supera en estatura pero ella en años. Que si el futbolista iba a presentarla a sus padres.
Glamur y una buena química: fútbol y música pop. Dos guapos de lujo.
Entre waka-waka, ñaca-ñaca.

Han pasado dos días y Sardá (¿qué fue de ti, Javier, después de haber reinado en la noche marciana durante años y haber procreado la mayor parte de monstruos mediáticos que pueblan nuestra tele nocturna?) se descuelga ahora con que no presenció el beso, que no dijo lo que quiso decir, que no sabe si es cierto, que le dijeron que habían visto. Y que está arrepentido de levantar el rumor, rabioso consigo mismo por su falta de profesionalidad.
¿Tan mal está el señor Sardá que necesita echar mano de dos jovencitos para volver a aparecer en portada, aunque sea pidiéndoles perdón?
Curioso instinto fáustico el que se da en periodismo…

deja tu comentario

Comentario